El Cementerio de Praga – Umberto Eco

“El cementerio de Praga” (ed. Lumen, 2010) es la última novela de Umberto Eco, un libro polémico que ha sido criticado duramente en Italia por la comunidad judía y por la iglesia católica, al acusarle de ambigüedad al tratar el tema del antisemitismo. ¿Tienen razón en sus críticas? Para responder a esta pregunta, lo mejor es analizar su contenido.

La novela comienza en París, en marzo de 1897. El Narrador nos permite descubrir al capitán Simonini, un anciano que, sentado junto a la ventana en medio casi de la penumbra, se dispone a escribir un diario en el que hará un repaso de lo que ha sido su vida. (leer más)


El autor comienza así un juego con el lector que no se resolverá hasta el final de la novela. Simonini comienza a escribir pero tiene fallos en la memoria, ésta se niega a recordar como mecanismo de defensa y el diario estará plagado de lagunas hasta que interviene un personaje enigmático, el abate Dalla Piccola, que se introduce en el diario “para desbloquear puertas herméticamente cerradas de la memoria de Simonini, revelándole lo que Simonini se niega a recordar”. Se alternan así dos relatos muy diferentes y el Narrador tendrá que decidir cuál es la verdadera historia. Surgen múltiples preguntas, ¿quién es Piccola?, ¿por qué conoce tantos secretos de la vida del capitán? Las respuestas llegarán al final de la novela…
El diario se remonta a la infancia de Simonini, piamontés de nacimiento, marcada por la influencia de su abuelo, un personaje paranoico y racista que le inculcó el germen antisemita, acusando a los judíos de conspirar para conquistar el mundo, además de estar obsesionado con todo tipo de complots en los que también participarían jesuitas, templarios, iluminati y masones, entre otros. Se forma así el carácter de Simonini, un ser hipócrita, ruin, mezquino, egoísta, sin escrúpulos, lleno de odio hacia toda la humanidad. Comenzará a realizar falsificaciones de testamentos para meterse después en intrigas políticas y servir a diferentes intereses y gobiernos convirtiéndose en un maestro del delito y la falsificación.

Simonini participará en episodios trascendentales del siglos XIX, como la revolución de Garibaldi, la Comuna de París o el caso Dreyfus, usando toda su astucia y capacidad para la manipulación, suplantando identidades, ejecutando asesinatos y atentados o fabricando documentos falsos, en una historia en la que también encontraremos espionaje, secretos de estado y sangrientas sectas satánicas.

La historia es un homenaje a las novelas de folletín, tanto en su formato como en la aparición de personajes como Alejandro Dumas, claves en el desarrollo de la historia. Pero la gran polémica del libro se produce por las críticas vertidas sobre Eco, en las que se le acusa de ambigüedad en el trato del antisemitismo. La pregunta es, ¿son acertadas o exageradas estas acusaciones? Es cierto que el autor se mueve en un terreno peligroso, ya que en la mayor parte del libro da voz a los antisemitas y racistas, sin que el narrador entre en juicios de valor sobre estas opiniones. Pero esto no quiere decir que la novela apruebe estas ideas, todo lo contrario, lo que refleja la historia es una serie de personajes viles y patéticos, empezando por el protagonista, dispuesto a todo con tal de conseguir sus objetivos.

Además, el capitán Simonini no sólo es antisemita, rebosa odio contra toda la humanidad. Es cierto que se ensaña con los judíos, “están a nuestro alrededor, a nuestras espaldas, controlan nuestros ahorros, dirigen nuestros ejércitos, influyen en la Iglesia y en los gobiernos”, pero su odio no tiene fronteras, es misógino, y reparte insultos por doquier, calificando a los españoles de vanidosos, a los croatas de ignorantes, a los ingleses de sucios, al alemán lo considera como “los más bajo de la condición humana”, para detenerse en una descripción brutal de los franceses, “perezosos, estafadores, rencorosos, celosos, orgullosos más allá de todo límite, malos, matan por aburrimiento” , que han convertido en virtud la avaricia, el vicio nacional.

No estamos ante un libro de fácil lectura, por lo tanto hay que tener cuidado a la hora de criticarlo y analizarlo. La perspectiva que adopta el autor es arriesgada, pero solo para el que realice una lectura superficial. Estamos ante una novela que denuncia todo tipo de racismo, especialmente el antisemitismo, presentando a unos personajes enfermos, despreciables, defensores de la raza aria. Comprendiendo la naturaleza de estos personajes, podemos entender cómo surge el germen del antisemitismo. Lo alarmante es que, como indica el autor, no estamos ante personajes de ficción, estamos ante personas que pusieron en práctica sus delirios en el Holocausto y aún siguen entre nosotros…

Además, el libro nos ofrece una curiosa teoría sobre el origen de uno de los mayores engaños de la historia, “Los Protocolos de los Sabios de Sión”, y nos muestra de forma inquietante cómo una mentira repetida constantemente termina siendo aceptada como verdad, y también cómo la literatura tiene poder para influir en la realidad, aunque en el caso del protagonista de la novela sea de forma negativa.

Miguel Ángel Gómez Juárez http://megustan-loslibros.blogspot.com/

Ficha del Libro

Título: El Cementerio de Praga |Autor: Umberto Eco | Editorial: Lumen | Páginas: 320 | Precio : 20,90€

Compra este libro o cualquier otro en Fnac.es y recibe gratis un LIBRINO de Ediciones B

17 Responses

  1. La verdad es que es uno de los libros que más me apetece leer (me encanta Eco y toda su obra de ficción me fascinó, e incluso alguna otra algo menos agradecida para aquellos que nos acercamos desde el desconocimiento de aspectos más profundos del lenguaje) y esperaré a hacerlo para evaluarlo, pero lo cierto es que me choca que se trate con esa dureza a un autor que en repetidas ocasiones ha demostrado estar del lado de las libertades y aborrecer la represión.

    Gracias por traernos una reseña tan completa que no hace más que abrirme el apetito lector respecto a El cementerio de Praga.

    Saludos.

  2. Estoy deseando que alguien me lo regale por Navidad ; sino me lo compro , y ya esta !

    Saludos desde Málaga.

  3. A un servidor el libro le parece infumable. Es un reguero de odio y desprecio hacia todo que, para mí, es muy desagradable de leer, no lo he podido terminar y mira que eso me gusta poco. No acuso a Umberto Eco de nada, no afirmo que sea antisemita ni nada parecido, es cierto que lo único que hace es poner en boca de sus personajes esos comentarios, pero es que es muy desagradable de leer y para oir despropósitos ya tenemos bastante todos los días. Lo siento.

  4. Estoy terminando el libro por que no me gusta dejar nada a medias pero es cuanto menos soporífero, lento y difícil de leer. Como se echa de menos al Eco de El nombre de la rosa.

  5. A cien páginas del final me está costando bastante acabarlo, lo me ha enganchado como lo hicieron el Péndulo y el Nombre de la Rosa,

  6. A mi me está encantando, lo estoy leyendo imaginándome el trasfondo de la historia (p.ej. Los Bilderberger y demás élites. No puedo compararlo con los libros anteriores de Humbero, ni falta que hace, es una historia fabluosamente contada por este magistral y lúcido intelectual.
    SUSANA

  7. aq lo terminé me pareció soporifera y el protagonista un ser tan abominable y despreciable que en algunas ocasiones tuve que parar de leer..definitivamente no me gustó nada y no he conseguido entender que prentedia Eco con un libro así

    1. Hola. Creo que lo que Eco pretende, a mi entender, es hacer notar como surge el antisemitismo, fijate que empieza por una cuestion economica, los judios en la edad media eran los unicos que podian prestar con usura ya que la iglesia catolica no permitia esto, ahora bien como todos los nobles, cortes reyes, obispos, et, etc, estaban endeudados hasta la manija nada mejor que muerto el perro se acabo la rabia, por lo tanto de ahi surge la primera cuestion contra el antisemitismo, son bastantes la referencias que da eco a que los judios controlan la banca. Ademas Hace una critica profunda como la prensa y la literatura son formadores de opiniones, y como la gente es capaz de dejarse arrastar por una idea sin siquiera analizarla bien.

  8. Ejercicio insoportable de pedantería absolutamente innecesario. Historia que promete en las primeras hojas pero luego se pierde. Prescindible.

  9. Excelentemente narrado, con gran dificultad técnica ya que orquestar tres voces narrativas me parece tarea difícil y ardua. No es antisemita, simplemente ofrece al lector las claves para entender un movimiento tan vergonzoso como fue el nazismo. Uno se vuelve más escéptico con la hostoria y sus revoluciones aparentermente espontáneas después de su lectura. El mejor libro que he leído en mucho tiempo ya que aúna conocimiento, cultura, grandes personajes (a pesar de su miseria humana)y fuerza narrativa.

  10. He leido todas las novelas de Eco, y en progresión te das cuenta de que la técnica es trabajada pero se le ha olvidado que una novela debe ser un ejercicio de entretenimiento. Para mi no basta con ser capaz de construir frases como “entran en una taberna para beber vino venéfico.” Me deja un regusto a obligatoriedad de escribir sobre algo sin tener muy claro si el resultado valdrá la pena. Puestos a hablar de técnica de esritura, y siendo consciente de, quizas escribir una blasfémia, debería aprender algo de Zafón.

  11. Es un libro excelente!!! Los que comentaron anteriormente de seguro son masones o judíos exaltados!

  12. Ni soy masón, ni soy judío. Cada uno es muy libre de pensar esto o aquello. Cada uno tiene un gusto literario, musical, artístico personal. Puede ser un libro excelente para alguno, pero no podrá evitar que otros se hayan aburrido hasta el infinito.
    No a todo el mundo le gusta el lacón con grelos o la butifarra catalana, por poner ejemplos.

    Diosno

  13. Yo lo estoy terminando y la verdad que me parece la mejor novela de Eco, es atrapante y con muchas incidencias; me encantó y no puedo dejar de leerla!!!

  14. Estoy leyendo este maravilloso libro. Encuentro frases directamente GENIALES. mas mi análisis hasta el momento, difiere de los demás.
    Lo encuentro sumamente interesante, y muy lejos del antisemitismo y demás acusaciones, encuentro muchas semejanzas con el mundo actual,
    Creo que metafóricamente nos dice, ojo, mirá más alla.No te creas nada. Aprendé un poco de aquellos que cambiaron su mundo.Pensá. Te estoy dando las herramientas.
    Si alguien quiere taparse los sentidos, bueno es su decisión.
    Más alla de los prejuicios y pretendidas ofensas, hay echos que son históricos e indubitables.
    Personalmente leo mucho mas no tengo anteojeras como los caballos. Lo cual no significa que siempre este en un ciento por ciento de acuerdo con los autores que felizmente me regalan, a través de la escritura, su arte inconmensurable.
    Pienso que debemos ser más abiertos, pensar, estudiar y luego expresar nuestra más sincera convicción.
    Muchas gracias por permitirme expresar en este espacio………………….Lili

  15. he leido poco de Umberto Eco, me parece un escritor fascinante, un iluminado de estos ultimos siglos, creo entender que nos ha querido introducir en una de las raices continuadoras del antisemitismo. me faltan 200 paginas y me esta costando mucho continuar.
    Como tambien me cuesta llevar el hilo de todos los personajes, pero mas culpa tengo yo por mi forma muy espaciada de leer, y no Umberto por novela/Realidad que creo, que la naturaleza conserve a Umberto por muchas decadas mas y nos prodigue muchos libros tambien.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *