El hombre que compraba gigantes de Luis C. Folgado de Torres

Portada Gigante Colucci

Aunque el título se refiera a otro personaje, es la historia de un gigante la que se nos cuenta aquí. Nos encontramos ante una mezcla de biografía novelada y novela costumbrista, aunque ambientada sobre todo en el mundo circense ambulante, pleno de personajes a cuál más jugoso y llamativo. Narra la vida del hombre más alto de España, y probablemente del mundo en su época: Agustín Luengo (1849-1875) fue un joven extremeño que padecía acromegalia, crecimiento desmesurado, y cuya corta vida la pasó entre las andanzas de un circo y  la vida disoluta que llevó en la villa y corte madrileña, cuando se vio liberado de las riendas que le mantenían en un cierto orden.

El autor sigue de cerca a aquel niño grandote, del grandullón que fue poco menos que vendido a un circo por sus padres, sin pasar apenas por el colegio, soportando las burlas y las miradas curiosas y asustadas de la gente, esa gente a la que lo distinto enerva y enfurece. El pobre Agustín encuentra en el Circo Luso un segundo hogar, e incluso disfruta con la compañía de todo esos seres dispares de los que se ve rodeado, que conforman su nueva familia, y sobre todo se siente atraído fuertemente por María Peligros, la Mujer Serpiente. Eusebio Dos Santos Marrafa, el gerente y dueño del circo, es otro personaje peculiar, que ejerce de segundo padre, cuidando de Agustín, al que procura mantener alejado de Peligros (nombre felizmente elegido) y de todo aquello que le pueda perturbar… así como perturbar su bolsillo.

La historia personal de Eusebio Marrafa tiene su atractivo y compone una segunda línea narrativa del libro: portugués huido de su país por asuntos turbios y costumbres inaceptables en la sociedad, enamorado de Marcos Villalba, el jefe de pista, otro huido de la Benemérita y que le lleva la gestión del negocio a la vez que escribe poemas. El resto de los componentes del circo pululan alrededor del gigantón Agustín, que se convierte en la máxima atracción, por lo que le miman y vigilan, manteniéndole en una especie de jaula de cristal. Rufina, la gitana, que no se atreve a decirle a Agustín lo que ve en la palma de su mano; los enanos Pedreira reforzaban el contraste con la altura de Agustín; los hermanos Recio (los forzudos, obviamente) que se ocupan del montaje del circo; Canivell, el que maneja la electricidad como espectáculo, cuando aún no se usaba para iluminar; Rufo y Manuela, con su caterva de hijos, con los que Agustín jugaba y se explayaba con los cariños que nunca recibió; los hermanos filipinos Gómez Tao que padecían gargolismo eran la última adquisición, verdaderamente monstruosos, que ni siquiera hablaban sino que farfullaban sonidos inconexos. A veces el libro recuerda a aquella película de Tod Browning, Freaks, que mostraba la colección de seres, a cual más perturbador,  pobladores de un circo.

La historia central es la de Agustín, que finalmente es reclamado por Alfonso XII para hacer su exhibición en la corte, quedando muy complacido. Ello le lleva a contactar con el extraño doctor Velasco, que le hace una propuesta que no podrá rechazar, y que supondrá la separación de Marrafa y a la vez la desgracia de éste. La historia del  Doctor Velasco y su fantasmal hija Conchita también tiene su aquel. Y la de la creación del Museo Antropológico de Madrid.

Bien contado, mezclando imaginarios diálogos y situaciones con hechos históricos y reportajes científicos sobre temas tangenciales o directamente relacionados a la narración, el libro se lee de un tirón y entretiene a la vez que descubre un personaje que supuso un portento.

Reseñado por Ariodante
/

Escrito por Luis Folgado de Torres

Luis C. Folgado de Torres

El autor, Luis Folgado de Torres (Azuaga, Badajoz, 1963) es Licenciado en Psicología, ha dedicado buena parte de su vida a labores docentes, impartiendo conferencias y cursos por España e Iberoamérica. Sus comienzos tienen lugar en el mundo de la radio, desarrollando sus labores de redacción en Radio Sur, COPE y SER. También escribe para La Vanguardia y colabora otros medios digitales y convencionales. . El primer contacto con el mundo editorial lo consigue con “Lunas sin pisar”, Premio San Isidoro de Sevilla. Es autor de diferentes publicaciones, entre ellas la novela “La cárcel de los desvaríos”, libros de empresa como “Gracián: El jesuita que enseñaba a triunfar”, y otras obras de carácter divulgativo como “¿Hay vida después del divorcio?”.

Ficha técnica

Páginas: 250 PVP: 16,50€
Año 1865. Agustín Luengo ha sido uno de los hombres más altos de España al sufrir acromegalia (enfermedad de la hipófisis que impide detener el crecimiento). De nacencia extremeña, mostró sus hechuras por toda España viajando con un circo portugués (por aquel entonces, la media de altura de los varones españoles no rebasaba el metro cincuenta). Después de actuar ante la corte de Alfonso XII, el gigante conoce a don Pedro Velasco, fundador del Museo Antropológico de Madrid, muy conocido, entre otras cosas, por mantener embalsamada en su propia casa a su hija, Conchita, vestida de novia; la muchacha falleció al cometer él mismo un error médico. Velasco hace una extravagante propuesta al gigante extremeño: Comprarle su cuerpo, pero la cosa se complica ….

2 comentarios en “El hombre que compraba gigantes de Luis C. Folgado de Torres”

  1. Me llama mucho la atención la portada. No me quejo de las mías, pero me dan sana envidia algunas como ésta. Me encanta el sepia.

Los comentarios están cerrados.